Sevilla ha vuelto a acoger la Carrera de la Mujer Central Lechera Asturiana convirtiendo las calles del centro de la capital andaluza en una fiesta deportiva, solidaria y reivindicativa del papel de las mujeres en el deporte y la sociedad. La hispalense Mude Rodríguez ha logrado hoy su cuarta vitoria en esta prueba liderando la marea rosa de casi 10.000 mujeres, todas luciendo en dorsal 016 (teléfono de atención telefónica las víctimas de violencia de género), que han recorrido los casi 7 km de circuito en los alrededores del Parque de María Luisa y Plaza de España.

Las calles de Sevilla han acogido hoy la duodécima edición de la Carrera de la Mujer Central Lechera Asturiana que ha vuelto a ser un gran festival deportivo y reivindicativo del papel de la mujer en el deporte y en la sociedad, con casi 10.000 corredoras que también se han sumado al festival de fitness de una hora tras cruzar la meta, en plena Plaza de España.

La victoria ha sido por cuarto año para la sevillana Mude Rodríguez, del club Betta, que se encuentra en un gran momento de forma y está empezando a preparar la temporada atlética en pista cubierta. Mude tomó el liderato de la carrera desde el primer kilómetro, acompañada por la extremeña Mamen Ledesma, que finalmente fue segunda, y por la coriana Carmen Valle Atienza, tercera en línea de meta y que ya conoce lo que es vencer en esta cita. Mude impuso un fuerte ritmo a partir del ecuador de la carrera y se marchó en solitario para cruzar la meta en la Plaza de España en 25:03. Ledesma le siguió a 25 segundos y Carmen Valle Atienza bajó también de los 26 minutos para cerrar el podio. Carmen Gutiérrez fue finalmente cuarta, y Cristina Camacho Lafuente entró en quinto lugar.

“Esta carrera es muy especial para mí, y haber vuelto a lograr la victoria ha sido genial. Le dedico el triunfo a mi madre que siempre ha estado a mi lado y que hoy me ha vuelto a acompañar aquí, en meta. Este año estoy retomando al cien por cien la preparación para la temporada en pista cubierta y me encuentro muy bien y motivada”, aseguró Mude Rodríguez.

Todas las mujeres han lucido el dorsal 016, el teléfono de atención a las víctimas de violencia de género.

Este año la Carrera de la Mujer Central Lechera Asturiana sigue siendo igual de comprometida. En 2018 son cinco las causas solidarias a las que las corredoras pueden aportar su ayuda, más la tradicional de la Asociación Española Contra el Cáncer que ya cuenta con un donativo fijo de 100.000 euros, a lo que se añade las becas para jóvenes investigadores que también se asumen desde la organización. Todas las causas parten con 5.000 euros que dona la propia Carrera de la Mujer (25.000 en total), y las 135.000 mujeres que participarán en las 8 carreras podrán ingresar la cantidad que quieran a las causas que deseen en el momento de hacer la inscripción. Las cinco entidades, dos más que en 2016, son: Asociación Clara Campoamor (lucha contra la violencia de género), Proyecto EFiK del Grupo GEICAM de Investigación en Cáncer de Mama, Wanawake (contra las formas radicales de violencia ejercida sobre las niñas y las mujeres), Pulseras Rosas (donación de pelo y compra de pelucas para pacientes con cáncer), y Fundación Intheos (lucha contra el cáncer mediante la investigación oncológica).

Uno de los objetivos fundamentales de la organización es concienciar a las mujeres sobre la importancia de la prevención en el diagnóstico de esta enfermedad, el eje de la jornada, junto a la difusión de los múltiples beneficios de la práctica de los deportes aeróbicos para la salud. El cáncer de mama es una de las principales causas de mortalidad entre las mujeres españolas.

La Carrera de la Mujer Central Lechera Asturiana 2018 cuenta con el patrocinio principal de Central Lechera Asturiana, Oysho, Zurich Seguros y Banco Santander, y la colaboración del Ayuntamiento de Sevilla y el Instituto Municipal de Deportes de Sevilla.

Más información sobre la prueba en www.carreradelamujer.com y www.feriasportwoman.es