Laia Cañes fue la vencedora de la Maratón de 42 kilómetros en la Haría Extreme Lanzarote de 2016. La atleta de La Vilavella (Castellón) no ha parado de cosechar éxitos, proclamándose séptima en el Campeonato del Mundo de Trail 2017.

El pasado mes de septiembre, en la Ultra Trail Mont Blanc, la prueba internacional más prestigiosa de Trail, que se disputa en Chamonix (Francia), obtuvo una magnífica tercera plaza.

Laia Cañes volverá a participar este fin de semana en la Haría Extreme Lanzarote, siendo una de las favoritas para llevarse nuevamente la victoria en la Maratón.

 

¿Qué te motivó a adentrarte en el mundo del trail running?

Empecé a correr porque quería desarrollar un hábito de vida sana: era sedentaria y fumadora. Poco tiempo después se organizaba una carrera de montaña en mi pueblo, y decidí participar. ¡Y a partir de ahí hasta hoy!

Séptima del mundo, ¿cuál crees que es la clave de tu éxito?

No me gusta la palabra éxito, hay muchos corredores que no cruzan la meta en primeras posiciones y son igualmente merecedores de mérito y éxito.

Llevo muchos meses en los que he podido mantener una gran constancia en los entrenamientos, con un alto nivel de exigencia. Además, he intentado cuidar todos los detalles, el entrenamiento invisible que solemos decir: sueño y alimentación, por ejemplo, así que los resultados son fruto de muchísimo trabajo, esfuerzo, fuerza de voluntad y algún que otro sacrificio. No es éxito, es darlo todo por lo quieres y obtener unos resultados, a veces mejores y otras peores.

¿Cómo te preparas para afrontar distancias tan largas?

No solemos trabajar volúmenes excesivos, este año, por ejemplo, no he hecho ningún rodaje por montaña superior a las 4h (a excepción de las competiciones). Me va bien así, con mayor acento en la acumulación de sesiones e intensidad.

¿Qué se siente al cruzar la meta la primera después de tantos kilómetros?

Muchísima felicidad y emoción. Como decía antes, hay muchas cosas detrás de ese momento: Trabajo, sacrificio, esfuerzo generoso y no sólo tuyo, de muchos de los que te rodean. Así que es un momento único e íntimo, para saborearlo con los tuyos.

Lo que más te entusiasma de este deporte

Los paisajes, la gente que conoces, los senderos, las montañas, estar en contacto con la naturaleza y la evasión que eso conlleva, además, a mí particularmente me ha hecho crecer y mejorar como persona, aunque aún tengo margen, por supuesto. Este deporte tiene mucho de lección vital: entusiasmo, agotamiento, resistencia a la fatiga, pendientes favorables y desfavorables, obstáculos imprevisibles. Una carrera por montaña creo que es una buena metáfora de qué es la vida.

Volviste a subirte al podio en la última Ultra Trail Mont Blanc, la prueba de Trail internacional más prestigiosa, ¿cómo viviste esa experiencia?

Con mucha alegría y emoción. Fue una gran carrera, con rivales de mucho nivel, estar ahí junto a ellas significó mucho para mí. Además, mejoré mi marca en 2 horas aproximadamente, eso siempre supone un extra de motivación para seguir aprendiendo, mejorando y trabajando.

Este fin de semana participas de nuevo en la Haría Extreme Lanzarote, ¿cómo valoras la prueba?

Mi valoración es muy positiva. Participé por primera vez el año pasado y me encantó la isla, su gente, el paisaje es precioso y radicalmente diferente. Hay una gran organización detrás que convierte la carrera en todo un evento social, se disfruta mucho corriendo y también durante todo el fin de semana. Así que dije que repetiría sin pensármelo.

¿Será de nuevo Laia Cañes la vencedora de la maratón en Lanzarote?

¡Ojalá! Me encantaría y lo intentaré sin duda, veremos cómo responde el cuerpo. Hay rivales de muchísimo nivel y no será nada fácil, por lo que auguro una carrera muy abierta, vibrante y emocionante. En cualquier caso, espero que todos y todas la disfrutemos mucho.

¡Nos vemos en Haría!